Saltar al contenido

Juegos para gatos

juegos para gatos - degatos

Los juegos para gatos simulan las actividades que este haría en la naturaleza si fuese salvaje, lo que les permite tener un comportamiento saludable sin ningún sobresalto inesperado que nos pueda disgustar.

De igual forma, estas dinámicas le permiten al felino ejercitarse y mantenerse saludable la mayor parte del tiempo, y de esta forma evitar problemas de salud, como puede ser el estrés.

Debemos notar también que los juegos en los que el gato suele ‘ganar’ son los más propicios para ellos, ya que establecen una sensación de victoria gracias a su instinto de cazador. El no tener esta recompensa puede ser muy dañino para la psique de nuestro compañero.

Existe una gran variedad de juguetes para los gatos que les encantarán durante muchos días, pero lamentablemente, gracias a su instinto de curiosidad, se cansarán y buscarán algo nuevo con que entretenerse.

Lo más recomendable es tener una caja llena de juguetes, cada uno de diferente tamaño, textura y fabricado para sorprender a tu mascota todos los días  y variar sus actividades y sus emociones.

Las formas de juego

Entretener a un gato no es complicado, solo necesitas tener gran imaginación para reciclar las cosas que encuentres en tu casa, como por ejemplo:

Una bola de estambre o de hilo

Nuestro amigo felino desenrollará esta pelota de tela hasta cansarse, lo que le produce un gran placer y es una forma de quitase el estrés. Debes tener cuidado que no se trague algún filamento mientras juega.

Juguetes para gatos

Nuestros amigos pueden jugar en solitario con esta pelota o con nosotros. Hay muchos casos en donde el animal, de forma voluntaria, llevará la pelota desenredada a su dueño para que la vuelva a armar y su amo se la lance de nuevo.

Un animal de felpa

Estos peluches, mientras más pequeños son mejor para nuestros gatos. El objeto simula una presa de cierto tamaño, a la que nuestro amigo acechará por diferentes medios hasta atraparlo y, en algunos casos, destruirlo por completo.

Es preferible que el dueño también se involucre en esta actividad mediante el uso de un cordón o un hilo atado al peluche. Le dará mayor dinámica a este juego y le permitirá correr y usar sus dotes atléticos para atrapar su presa. Esta actividad reforzará la confianza entre la mascota y su amo, algo muy beneficioso en el futuro.

Rascadores

No es un secreto para nadie que nuestros compañeros suelen pasar horas limando sus uñas, por lo que si no tenemos uno de estos objetos, pueden causar grandes destrozos en nuestros hogares.

Así que te recomendamos tener uno, no solo para el bienestar de nuestras pertenencias, sino para el entretenimiento de tu gato. A nuestro amigo le encanta subir y bajar de niveles, tal y como lo hacía en su vida salvaje para acechar a su presa y atacar de sorpresa.

De igual forma, el rascador te permite agregar variación a los juegos que realices con tu amigo. Puedes agregar una pluma o un ave de peluche atado a una cuerda para que el animal lo ataque y se sienta satisfecho al romper la cuerda que lo sujeta.

Puzzle

Coge una fiambrera que tengas en la cocina de tamaño grande y haz con un cúter tres o cuatro agujeros en la tapa, dependiendo del tamaño de esta. Luego con una lima de uñas gruesa, elimina los restos de plásticos que hayan podido quedar para que tu felino no se haga daño.

Dentro de la fiambrera, pon algunos juguetes pequeños o bolitas de pienso. Ciérrala con la tapa y ponla cerca de tu gato, ya veras que no tarda nada en intentar meter la mano para sacarlos.

Caja de cartón

Gato dentro de una caja.

Para nadie es un secreto que a los felinos de todas las razas les apasionan las cajas. Estos objetos le dan una sensación de seguridad a nuestro gato; es un sitio seguro en donde descansar con total seguridad

¿Recuerdas todo lo que éramos capaces de inventar cuando éramos niños con una caja de cartón? Pues estas son muy útiles también para hacer juegos de inteligencia para gatos. Escoge una que sea fuerte y resistente y que esté cerrada por los seis lados.

Con ayuda de un vaso traza varias circunferencias en la tapa y después recórtalas con unas tijeras o un cúter. Introduce pelotas y pequeños juguetes que gusten a tu gato y dale la caja para que él solito descubra cómo conseguirlos.

Las ideas pueden variar desde una simple pista de obstáculos, con cada sector lleno de premios por haber superado la prueba, hasta un mini parque de diversiones para ellos. Te invitamos a probarlo, a tu amigo le encantará la idea.

Como ves, motivar la inteligencia de tu gato es fácil si te haces con uno de estos juguetes. Estas actividades, además, ayudarán a crear un vínculo aún más estrecho entre ambos y a que disfruten juntos de buenos momentos.

Gato en la caja